San Gerónimo


San Jerónimo (374 - 420) Padre y doctor de la Iglesia especialmente recordado como autor de la Vulgata, una célebre traducción al latín de las Sagradas Escrituras destinada a tener una amplísima difusión más allá incluso de la Edad Media.


Perteneciente a una familia acomodada, Jerónimo cursó estudios en Roma, donde se apasionó por la cultura clásica. Posiblemente hacia el año 366 fue bautizado por el papa Liberio. En los años siguientes San Jerónimo realizó numerosos viajes por Europa y se sintió profundamente atraído por la vida monástica. Hacia el año 373 decidió marchar a Oriente y pasó algún tiempo en Antioquía. Fue entonces cuando, tras una crisis espiritual, se prometió no volver a leer ni a poseer literatura pagana.


Cuando Jerónimo regresó a Roma, el Papa Dámaso lo nombré secretario confidencial y bibliotecario y le pidió que comenzara su trabajo de traducir la Biblia al latín. En 386, Jerónimo se instaló en Belén en un monasterio establecido para él por Paula, una mujer romana, rica, que formaba parte de un grupo que Gerónimo asesoraba espiritualmente. Allí inició su período literario más productivo, y allí permaneció durante 34 años, hasta su muerte. De este período proceden sus principales comentarios bíblicos.


Los escritos de Jerónimo expresan una erudición insuperable en la iglesia primitiva y ayudaron a crear la tradición cultural de la Edad Media. Sus mayores dones fueron la erudición y es un verdadero fundador de la exégesis bíblica científica en Occidente.

Con afecto fraternal,


Fr. Homero C